31 de julio de 2023
Reflexión, sostenibilidad, responsabilidad y atención. Algunos términos que pueden ir de la mano en este periodo de rebajas de verano.

En las próximas líneas intentaremos repasar algunas de las cuestiones más relevantes a tener en cuenta como personas consumidoras, que promuevan y garanticen un consumo responsable, también en rebajas.

Una reflexión previa consciente

  • Mejor reflexionar antes de comprar, y pensar si de verdad se necesita. Es importante evitar en la medida de lo posible las compras impulsivas. Para ello elaborar una lista, aunque sea para ir en busca de ropa, calzado, aparatos electrónicos…, resultaría interesante, además de fijar un presupuesto de compra y no superarlo.
  • En relación a este anterior punto, sería también interesante revisar y prestar atención al fondo de armario. Ver qué se tiene, qué solemos vestir y calzar, qué prendas textiles han estado ahí guardadas durante mucho tiempo y no se han casi utilizado… De este modo se podrá decidir qué es lo que se queda en el armario y qué se puede hacer con aquello que no se va a utilizar más (donarlo, regalarlo, venderlo, reutilizarlo…) Sólo así se podrá hacer después una lista “real” de aquello que se pueda necesitar y que se pueda adquirir en rebajas.

Pensar en el medio ambiente

  • No olvidar la necesidad de comprar también de manera sostenible. Para ello la lectura del etiquetado será imprescindible. En el ámbito textil identificar en dicha etiqueta cuáles son las fibras más sostenibles en su cultivo y producción, priorizando éstas. Hablamos de fibras como el lino, el algodón orgánico, etc. Si por ejemplo si se va a acudir a comprar un electrodoméstico, identificar e interpretar la Etiqueta Ecológica Europea ayudará a escoger aquel que tenga un consumo más eficiente.
  • En rebajas también se puede seguir acudiendo al conocido como comercio de cercanía, tiendas pequeñas que también participan en este periodo de rebajas, no sólo las grandes superficies. 

Comprar con garantías

  • Antes de decidir incluirlo en la cesta de la compra, es importante dedicar tiempo a comparar los precios para así comprobar y valorar el posible ahorro. No dejarse llevar por el primer impulso al leer los precios rebajados. En ocasiones pueden surgir sorpresas a este respecto.
  • Y por supuesto, no olvidarse de revisar el ticket de compra. Mejor hacerlo en el mismo momento de la compra, ya que en caso de que se detecte algún problema o incidencia en él, poder resolverlo en ese mismo instante. Además será el justificante en caso de que haya alguna reclamación futura, y la garantía en muchos de los productos que se adquieren.


 

Buscador